• Por Donde Charlan El caminante y su sombra. R.I.R.Trigueros

  • EL BLUESMAN

    Este lugar está en tu mente.
    En la R.I.R. de TRIGUEROS.
    Él existe:Santiago P.R.
    Te despertará el gusanillo.
    Si quieres aportar algo, contacta en:
    Jacquespaulromer@gmail.com.
    O escribes un comentario diciéndolo.
    Me da igual lo que pienses.
    Esto es para PERSONAS.

    ABSTENERSE LA GEENTE.

    Y cuando no te sientas bien.
    Enlaza con el
    Blues de lo que pasa en "tu" escalera.

  • Archivos

  • Un día cualquiera

    agosto 2016
    L M X J V S D
    « May    
    1234567
    891011121314
    15161718192021
    22232425262728
    293031  
  • Blues de lo Que Pasa En Mi Escalera

  • SALPICADURAS.Relatos de Santiago Pablo Romero.Ilust.REBOTE.

  • Los más ojeados

  • Pensamientos Escritos

    Sócrates Siempre Pen… on Silueta Soy…
    María on Siento tu aura…
    Mayte Arenas on Equívocos Obvios…
    SANTIAGO on Quédate… Y Volaré.
    SANTIAGO on El Traje Nuevo…
  • Acompañantes de El Caminante…en Facebook

  • Los ARLEQUINADOS DE TRIGUEROS

Entre Plumas De Un Petirrojo

Entre Plumas De Un Petirrojo

Maravilloso Ungüento.
Entre Plumas De Un Petirrojo. ISBN: 978-84-16068-28-9
Conseguidlo en Trigueros: TOGA, D’BENIS, ERUSTE,GRAFIPAPEL.En Beas: BAR PULY, En HUELVA.: LIBRERÍA SIGLO 21 HUELVA. Y en:La Joya, Tetería -Bar. En Valverde Del Camino: Librerías ANABEL.( En Cualquier Librería Habitual Bajo Pedido) Editorial PUNTO ROJO(http://www.puntorojolibros.com/todas/Entre-Plumas-de-un-Petirrojo.htm ) (y todos sus enlaces) y en AMAZON.COM, o AMAZON.ES (http://www.amazon.com/Entre-plumas-petirrojo-Spanish-Edition/dp/8416068283/ref=sr_1_1?ie=UTF8&qid=1396104809&sr=8-1&keywords=entre+plumas+de+un+petirrojo ). Para Deseos de Ejemplares Firmados Poneos en contacto conmigo en el Privado…Gracias a disfruar de este alado, pequeño y juguetón… Os quedo una pequeña muestra…

Sensual Tango…

Te tengo entre mis brazos

No lo parece
Yaces inerte, sin halito alguno
Entregada en cuerpo y alma, cedes
Temple, en fragua de vulcano te cree
Diestra te hallas en artes amatorias
Mis danzas sólo te intentan seguir
Elástica, cuan ballesta soportas el vaivén
Giras sobre ti misma, a mí alrededor
Derviche, entregada a ser superior
Clamas mi rescate en ausencia
Colmado de valentía ignorada
Mi céfiro es diluido en tu cuerpo
Cobras vida y te yergues, vencedora.
Postrado a tus pies me asiento.
©Santiago Pablo Romero.Entre Plumas De Un Petirrojo.

El Negro.

Una vez mezclamos la rala letra del poeta en las cadenas renqueantes del ancla que a puerto amarraba a bergantín tan regio, y dejamos que la sinusoide del oleaje nos meciera a verso en popa, esto fue en el cambio de los tiempos, donde la red se enmarañaba por derroteros que dejaban espaciar los tiempos, y las florituras no eran tan necesitadas, mas no importó pues las despensas bien repletas nos quedó el vasto espacio repleto de negritud para con el zascandil que sienta sus posaderas en letra escarlata de la real academia, para darle lustre a su treintena de mamotretos bien hallados, plenos de historias, sentencias y grandes apologías…(Completo En El Enlace, o en La Imagen)

http://elcaminanteysusombrabluesman.blogspot.com.es/2013/05/el-negro.html

Imagen

El Parquet De Tus Calles…

El Parquet De Tus Calles…
Tientos y tarantos
Encogidos de pectorales
Y punteras encabritadas
Brisa y ternura,
Torsos desnudos y lamentos lejanos
Y mis pies descalzos
Apuntalan mi columna
Inhiesta contra el parquet
Ese pavimento que viste tu calle
Un ungüento me has dado, un limón ajado
Zumo estridente recién mezclado, estrujado
Relamido en su pulpa, encabritado en el acero
Cristalizado por láminas de fría angostura
Temple y calor en tus labios
Frialdad y quebranto en mis dedos
Choque, encuentro, ladino esfuerzo
Y claqué suena en la habitación de al lado
La sangre corre
La virginal damisela ha sucumbido al encanto
Ays, relamido limón, contra ti me atreví a predecir
Angostura de canela, y el frío cristalino
Nos apeó en estaciones distintas
Mas quién olvida, aquella bella limonada
Recién derramada entre tus piernas
Y ese rostro asustadizo que me brindaste
Ays, que bello instante de calor y fuego,
De volcán y mar, de sangre derramada
Serán las grietas del retrato en sepia
El que apenas nos muestra la ciencia cierta
Y no es otra
Es simple paso del tiempo…

Díscola y Paciente…

Díscola y Paciente…

Sigo paciente, mi piel cobriza, está curtida

Los cantantes perrosflautas dicharacheros, siguen postrados

Cambian de forro, pero siguen sin bragas

El agua del molino, es la misma que movió la rueda antes

Han cambiado los molineros, reciban arena en los bolsillos

Pasad página, nosotros ya tenemos manteca, lamen sus labios

Rehacen ladrillos de papel, rejuvenecen pactos de húmeda procedencia

y lavan trapos en la trastiendaImagen

No tengo prisa, mi paciencia es infinita, sigo esperando

Lamiendo la vitela de los anillados como Cohiba Genio,

Arracimando sus sabores de cuero y café, con Luis Felipe

Almendras y caramelo, degustando un prieto americano

Largo extra, doble de azúcar y la compañía más ferviente.

Mis nalgas apenas sienten más que suaves caricias de plumas

Maestro marroquinero  preciado de posaderas sibaritas.

Las líneas del preciado discurso de próceres astados, remilgados fariseos de cortos apéndices

Mas no dejes de anotar con el índice las líneas maestras

Zoroastro lo quedó escrito y sus sones resuenan en el ágora

Somos baile de las circunstancias y hombres, sois de azada en mano, cavar profundo

Que la sábana no tapa la hediondez, quede la ciénaga honda.

Ay díscola, me aúlla  la chica del zippo mientras me da fuego

Las llamas de mis ojos le barruntan la distancia que nos separa

No, llevo medias que cubran mi rostro y nunca las llevé

Derrocaré al portador del falo ornamental, cabrero de borregas.

Jinetes en la noche.

 

Jinetes en la noche.
El sol está radiante, todos salen como los lagartos. Grandes dosis de vitamina D, ya el cuerpo iba tornando su cubierta en un pálido mortecino. Hola y adiós, en los paseos. La fiel compañera reluciente, se contornea perfecta, acicalada como en los grandes contrastes.
Surge entonces en mi pensamiento, la bajada de guardia provocada en los sumisos mortales por estos bruscos canjes del tiempo en los terciados de marzo.
Los abrevaderos de las nuevas monturas, a rebosar, colas y más colas. Peregrinación obligada en un día que invita a desplazamientos por la piel de esta maltrecha anfitriona, nuestra pachamama. Rugiendo los corazones de esos jinetes, ansiosos de dosis de adrenalina.

El peligro surge con las horas de cabalgadura, aderezadas con el espíritu de fuego, unas hierbas aromáticas y sin tener que llegar a tocar las líneas. La sobredosis de vitamina D será lo menos resbaladizo. Será complicado dominar la bestia, en la que se convierte, en esas condiciones. El camino se estrecha, y han de pasar todos, cabremos, nos preguntaremos.

Aparecerá la tormenta en noche estrellada, surgirán los llamados a los espíritus de nuestros ancestros. Pero si no hemos cuidado las mínimas circunspecciones, nadie nos escuchará. Pagaremos, dando con los huesos en un antro de frío, humedad y malas maneras.

Las alúas en días así salen por doquier, pero son milloneslas que perecen en su destino, grandes cantidades para solventar las mermas.

Los humanos nos vanagloriamos de superar en mucho a las alúas. Claro que a veces no sé, si será en tamaño, o en cerebro. Muchos cráneos parecen enormes aserraderos colmados de su sustancia propia, para absorber líquidos desparramados.

Por todo ello, para no pagar el resto de tus días el error de una noche, disfruta de tu cabalgadura con todos tus sentidos. No los filtres a través de sustancias cegadoras. Si quieres volar vuela, pero filtrándote la visión no te hará falta montura. La enjundia está en disfrutar y contarlo.

No dejes que los jinetes de la tormenta te atrapen. Aliuuuu.Saturday in the night, already it is.Enjoy and turn it. Aliuuuu. En la mañana, la brisa acaricie tu rostro. Aliuuuu.
(HEMOS NACIDO SALVAJES, VENTE VERÁS,CLICK)

Silueta Soy…

Silueta Soy…

Apenas una ondulada

Mota de polvo

Sobre el cristal.

Superficie vacilante

Del tiempo corrompido

Cincel insoslayable

Pilón golpeador

En mi estómago hambriento

No logro seguir, siendo bella

Agonizo de inanición

Cruel tictac

Maldita gravedad

Odio a newtonianos

Enseñaron nos la verdad

Gravitacional valetudinario me convertí

Momia de cueros carcomidos

Busco mi reflejo en el lago

El aire protector, se mueve

No deja

Que me olvide, que me borre,

Que me ahuyente, la realidad,

Encalada sobre  aquel excelso recuerdo.

Nada queda, nada soy, silueta preexiste.

Tras ti…

Tras ti…So…Siego.

He remedado tu cuerpo cuando me embota

Quiero desearte, cuando no estás

Y mi grupa, danza hacia el oleaje

Tonalidades de popas, bajeles y ansias

Así te gusta, nombrarme

Soy enredo entre tus extremos lúbricos

Malla que escudriña, sin dejar dispersarse tu lamento

Oquedad donde yacen tus efusiones

Hundo mis envainadas codicias en el equidistante paralelo

He de compartirte, lo sé, lo concibo, lo lloro, lo atiendo

Es en este instante, donde la aurora quema los bordes oscuros

De la noctámbula huella, testigo de tu grabado

Entre las alforzas de mi cuerpo, telar de ilustres obras

Mi alma deambula, tras ti, prisionera de tu aroma

Siguiéndote en tendencias ordinarias

Instruyendo, los elixires, para batirse en los portentosos

Asegurando tu vuelta, tu imperfección

Pules con mi cuerpo, de conferida damisela, irrefutable.

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.